Una reunión para despedir un exitoso año (o para recibir otro que promete seguir el mismo camino), fue la ocasión elegida por Scania Argentina para presentar los nuevos desarrollos de sus motores, los cuales incorporan la nueva tecnología de inyección XPI.

El Regimiento 1 de Patricios, en Palermo, fue el espacio donde la firma sueca convocó a la prensa especializada para celebrar y lanzar los nuevos motores disponibles para su uso vehicular, industrial y marino. En el primer segmento, la tecnología XPI permite incorporar dos nuevas potencias, de 450 y 510 CV que, aun incrementando potencia y torque, logra una reducción del 5% en el consumo de combustible con menores emisiones contaminantes.

La nueva inyección XPI es el fruto de la investigación y el desarrollo de los ingenieros de Scania, quienes lograron un sistema de alta presión que prescinde de elementos móviles como varillas, balancines y botadores del eficiente inyector bomba. A diferencia de este -que equipa al resto de los motores Scania disponibles en nuestro mercado-, el nuevo sistema pasa de utilizar una presión de 300 bar a 1.800 bar, un importante aumento solo posible gracias a una nueva aleación de hierro y grafito (CGI), en la arquitectura de su block. Este sistema de inyectores individuales, que completan el ciclo de inyección -desde el inicio hasta el barrido-, son comandados por un software exclusivo de Scania, el cual también posibilita eliminar los residuos de la cámara de combustión, en tanto, los óxidos nitrosos son neutralizados por el sistema SCR (Reducción Catalítica Selectiva), con el cual la casa del Griffin se ajusta a la normativa Euro V vigente en nuestro país.

Para completar las novedades en cuanto a impulsores con tecnología XPI, Scania también presentó un V8 alimentado a gas natural, el cual está destinado a la generación de energía con un rendimiento superior al 40% (comparativamente con un diésel), una reducción del 20% en las emisiones de CO2 y un menor impacto sonoro. La tercera y última novedad fue la incorporación de nuevos motores marinos -destinados al segmento recreativo-, también V8 y de 16 litros, con potencias que van de 1000 a 1200 HP.

En el aspecto comercial, Scania cerró un nuevo y exitoso ciclo –el tercer mejor año de su historia en Argentina-, superando las propias expectativas y liderando el segmento de las 16 toneladas por encima de los 300 CV. Con una participación de 32%, impulsada por la actividad agropecuaria y de la construcción, la firma estima cerrar el calendario con más de 2.100 unidades facturadas. En lo referente a buses, Scania sigue al frente del ranking, con una participación del 37% en el segmento de larga distancia. Para el próximo año y en dicho rubro, Scania pondrá un especial acento en buses de media distancia que, con menores potencias (250 CV), también replicará en el segmento de camiones.