Poco a poco, Brasil sigue dando indicios de la tan esperada reactivación económica, la cual repercute en nuestro país y tracciona -en buena medida-, la recuperación que nuestro país tanto necesita. Dentro de ese panorama, una muestra clara es la posición del Grupo Volvo, que ha resuelto aumentar la capacidad de producción de su planta industrial de Curitiba, en la cual produce camiones y buses para el mercado interno y la exportación.

Sobre fines del 2017, la filial brasileña de la firma sueca incorporó a 100 nuevos empleados, y en lo que va del presente año, sumó a otras 150 personas con el objetivo de abrir un segundo turno de fabricación. ¨La reactivación económica y una expectativa de crecimiento de más de 30% en el mercado de camiones, son grandes motivaciones para esta expansión¨, declaró Wilson Lirmann, presidente del Grupo Volvo América Latina.

Básicamente, se trata de recontrataciones de personal, las cuales ocurren después de uno de los períodos más difíciles de la historia del sector de transportes en Brasil. Esta profunda crisis, que tuvo su pico máximo con una caída del 70% en las ventas de camiones. Comienza a ser parte del pasado y en tal sentido, el Grupo Volvo confía en que la economía se recupere lentamente y que las ventas de camiones acompañen ese ritmo gradualmente.

Concluido el 2017, Volvo Trucks renovó su liderazgo en el mercado brasileño de camiones pesados, con un 26,9% de participación, siendo la cuarta vez consecutiva que la marca sueca lidera este mercado principalmente en el transporte de larga distancia. En este segmento se destaca la performance del FH, el camión pesado más vendido en 2017, con el matriculado de 4.505 unidades, lo cual indica un crecimiento del 27% en relación al 2016.

En buses  Volvo también crece

Dentro de las buenas nuevas, Volvo también logró excelentes resultados en el segmento de buses, principalmente en el sector de exportaciones, las cuales ya alcanzaron el 75% del total de las transacciones realizadas. ¨Tenemos vocación exportadora¨, declaró Fabiano Todeschini, presidente de Volvo Buses Latin América, confirmando el buen presente de la marca que, con exportaciones a toda Sudamérica, logró una excelente performance en Panamá y Guatemala, países que renovaron o ampliaron sus flotas de vehículos urbanos. En buses, Volvo vendió 1.055 chasis en 2017, de los cuales 791 fueron destinados al mercado de exportación.

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí